Manicura en Tonos Morados para el reto GOT Polish

¿Cuántas fans del color morado hay en la sala? ¡Una mano arriba, que hago recuento! Una, dos, tres, cuat… ¡pero si sois un montón! Genial, entonces, ¡esta entrada os va a encantar!

Purple2

Hoy el desafío GOT Polish nos retaba a hacer un diseño de uñas utilizando algún tono viejo (de más de un año en nuestra colección) que fuera morado. O lila o púrpura o como queramos, pero de esa gama. Así es que aterricé en mi isla del tesoro con el mapa en mano, para buscar un esmalte que yo me sé que nunca visteis por aquí. Y es que el pobre ya os digo que estaba enterrado en las profundidades de la tierra, al resguardo de sol y lluvia… y de nuevas manicuras ;P

Purple3

Se trata de Perfect Plum (195) de los I♥Lasting Finish de Rimmel London. Lo he utilizado como base para esta manicura en la que usé de nuevo la técnica Saran Wrap (que pudisteis ver aquí y aquí), que como sabéis consiste en aplicar una capa de un esmalte de diferente color que la base, y retirarlo a toquecillos con un plástico arrugado. En mi caso utilicé para esto el esmalte 330 de Kiko, un lila muy cremoso que considero que queda ideal. Llevo varios días con las uñas así tal cual y me recuerdan a unas piedras preciosas. ¡Qué cosa tan sencilla y tan bonita :)!

Purple1

Como veis a veces vale más apostar por algo más simple, que meterse en un embolado difícil de sacar adelante. Por eso, si no habéis probado aun esta técnica, ¡no sé a qué estáis esperando! Os la recomiendo, mucho no, ¡muchísimo!

¿Qué os han parecido estos dos tonos morados?
¿Habéis probado esta técnica alguna vez?

<

p>



10 thoughts on “Manicura en Tonos Morados para el reto GOT Polish”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *