Uñas abiertas en capas – Un problema común que tiene solución

¿También te pasa que no puedes dejar crecer tus uñas? Son frágiles, se rompen con cualquier esfuerzo y pintarlas es cada día más deprimente porque con tanto desnivel nunca quedan como querías. ¿Quieres saber cómo arreglar las uñas abiertas en capas? Yo te lo explico, que tiene solución, ¡quédate a ver este post!

Las uñas se me abren en capas, ¿qué hago? como arreglar las uñas abiertas en capas

 

Uñas abiertas en capas – Un problema común que tiene solución

 

♥︎ De dentro hacia fuera…

Primero examinemos nuestro estilo de vida, que ya sé que somos muy dadas a aplicar ungüentos mágicos antes del autoanálisis, pero hagamos hoy el esfuerzo:

  • ¿Estamos comiendo bien?
  • ¿Tenemos un aporte de nutrientes necesario en nuestra dieta?
  • ¿Bebemos mucha agua, estamos bien hidratadas?

Esto es lo primero, chicas: siempre tenemos que pensar de dentro hacia fuera, debemos analizar cada uno de nuestros pasos durante nuestra vida diaria para, quizá, descubrir el origen de nuestro problema. Siempre probad a beber un poquito más de agua, a tomar una pieza más de fruta, dadle una vuelta más a vuestra rutina alimenticia… [Ojo con esto, por favor, ¡lee el final de este post!]

solar oil de cnd unas quebradizas debiles fragiles remedios o remedio casero diy unas quebradizas

 

♥︎ De fuera hacia dentro…

Y ahora miremos la situación al revés: ¿os habéis parado a pensar que la fuente de este problema sea alguna actividad que realizáis habitualmente? Son causas exógenas: de fuera hacia dentro. Pensemos:

  • ¿Os mordéis las uñas?
  • ¿Fregáis sin guantes?
  • ¿Las limáis de forma agresiva?
  • ¿Tenéis la manía de golpear la mesa (o la superficie que sea) con las uñas?

Todo esto las machaca, así que sería bueno replantearse si nos merece la pena continuar con esa actividad.

Por cierto, ahora que saco el tema: Seguro que habéis oído alguna vez eso de que dar golpecitos con las uñas en la mesa las hace más fuertes… bueno, no es algo que esté demostrado, en teoría se dice que la raíz de la uña “manda refuerzos” y crea una uña mucho más fuerte (lista para la batalla, jaja). Lo que sí sabemos a ciencia cierta es que el impacto de la punta de las uñas, por leve que sea, puede hacer que se rompan. Vaya, eso cae de cajón, sin falta de estudios que lo demuestren, ¿no?

Quizá de primeras no lo veamos, pero entre las más de cien capas que posee la uña, algunas se rajarán, y al juntar unas cuantas dañadas acabará viéndose el desastre. Así que cuidado con eso, chicas: golpear un cristal de 1mm de grosor no lo hace más fuerte, ¡lo rompe!

 

¿No podéis dejar vuestra actividad porque vuestro trabajo gira en torno a ella?

 

Son los gajes del oficio, como suele decirse, que también están ahí. Bien, habría que analizar varios factores de esa actividad, aunque como consejo general podría recomendaros las uñas de gel o porcelana (que por cierto, no hace falta que sean largas, ¿lo sabíais? ¡Perdedles el miedo!).

El 99% de las veces hay una alternativa, hormiguitas ¡sólo hay que buscarla!

lemony flutter de lush diy casero paso a paso uñas quebradizas con surcos

 

♥︎ Lo hago todo bien pero…

Nada, que ni me las muerdo, ni tengo una dieta deficiente, y aun así ¡mis uñas no me lo agradecen! Mucha atención, entonces: ¡ahora sí! Ya podemos probar soluciones mágicas.

La regla de oro

Aquí hay una regla de oro que espero que se os meta entre oreja y oreja.

Existe una tendencia tremenda a utilizar a diestro y siniestro endurecedores para las uñas, los cuales normalmente tienen formol. No quiero profundizar en esta ocasión en la toxicidad de este componente (aunque es un tema muy interesante, ¿sabíais que la OMS lo está relacionando con el cáncer?) porque me interesa hacer hincapié en este otro aspecto:

 

<< Los endurecedores, endurecen. >>

 

Es tan obvio… ¿se me habrá ido la olla? No, os lo prometo.

La explicación es muy sencilla: nuestras uñas han de ser resistentes y flexibles, no duras. ¿Me vais siguiendo?

Nos interesan uñas que, si reciben un golpe, sepan amoldarse y volver a su forma original sin partirse. Si son duras como un cristal, más nos vale no tocar absolutamente nada porque a la mínima ¡adiós uña! ¿Verdad que justamente eso es lo que queremos evitar? Pues en vez de despedirnos de la uña, digamos adiós al endurecedor, al menos en principio.

 

lemony flutter opiniones crema para cuticulas y uñas quebradizas que se abren en capas solucion

 

♥︎ De acuerdo entonces, ¡ahora quiero que mis uñas sean resistentes y, claro, flexibles!

¡Bien! Vamos por buen camino. Nos toca nutrir nuestras garritas, así que vamos a necesitar:

  • Aceites (productos grasos) como el de rosa mosqueta, de aguacate, de jojoba, de argán, manteca de karité…
  • Paciencia

Nuestras uñas se abren en capas porque les faltan esos aportes que nos toca darles de forma externa. Sería genial por tanto que, a diario, aplicáramos una gotita de aceite en cada cutícula y masajeásemos nuestras uñas hasta su absorción.

Como truco extra os recomiendo calentar un poco el aceite (agitando el tarrito entre las manos, por ejemplo, o sentándonos encima mientras nos hacemos la manicura) porque fluye y penetra mejor con algo más de temperatura.

También hay productos especializados para esto en el mercado, como Nail Butter (de marca homónima), Lemony Flutter (de Lush), Aceite de Proteínas Express (de Beter) o el famoso Solar Oil (de CND). Cualquiera de ellos os irán muy bien siempre y cuando los utilicéis con constancia. No desesperéis porque os aseguro que pronto veréis los resultados:

 

opinion aceite de proteinas de beter para las uñas y cuticulas opiniones uñas que se abren en capas

Ahora que ya sabéis cómo curar las uñas que se abren en capas,
¿pondréis estos consejos en práctica?
Espero oír vuestras opiniones, vuestros consejos y, quizás,
vuestras discrepancias, ¡que aquí aprendemos todas!

♥︎

Y si te ha gustado este post… ¡compártelo!

 

* Consulta a tu médico antes de crear cambios en tu dieta, ¡actúa con cabeza! 😉



18 thoughts on “Uñas abiertas en capas – Un problema común que tiene solución”

  • Un post super completo, yo por suerte no tengo muchos problemas con mis uñas y toco madera eh! Y eso que a pesar de trabajar con ellas por el blog, no las cuido como debería. Lo que si es que las tengo algo amarillas, quizás las debería dejar descansar. Pero ese ya es otro tema.

    Besitos mil!!

    • Eso es que te ha teñido algún esmalte, puedes sumergirlas en agua con bicarbonato, frotarlas con un limón, sumergirlas en agua oxigenada… a ver si así rebajas un poco el color. Pero bueno, lo suyo es dejar que crezcan y desaparezca del todo, claro.

      Un besín

  • Yo tuve una mala época con las uñas y usé Mavala, estoy de acuerdo con lo que dices del endurecedor pero la verdad que a mi me fue súper bien y lo recomiendo, la única queja es que hay que aplicarlo varias veces con mimo y me daba pereza, pero al final lo conseguí.
    Es un poco de perogrullo pero nunca había pensado usar el aceite ¡! Tengo de jojoba para el pelo así que ahora cada vez que me las pinte ¡me lo pondré! Gracias 🙂

    • ¡Haces bien con el aceite!
      El endurecedor sigo sin recomendarlo, tengo el mismo que tú y a mí llegó a hacerme daño, me dolía el lecho ungueal, la piel debajo de la uña, y no podía apenas tocar las uñas con nada… Fue dejar de utilizarlo y en cosa de un par de días dejó de dolerme. Así que personalmente no puedo hablar bien de él, como comprenderás jajaja
      Quizá tú tenías otro problema y por eso te fue bien, habría que mirarlo : )

      Un besín

  • Un post mas que interesante. Yo me cuido muchisimo las uñas y aun así se me suelen abrir en capas también. Pero hace poco empecé a usar el Lemony Flutter y magiaaaa!! están perfectamente, más resustentes y mis cuticulas están super hidratadas. Un beso guapa

  • muy ilustrativo! a mi me suele pasar…entonces paro de pintarlas y estoy unos días con ellas al natural y poniedoles cremitas por encima….simplemente crema de manos y le masajeo por encima de las uñas…santo remedio! jeje

    saludos!!

  • 100% de acuerdo con este post Nati, yo cuando dejé de mordérmelas empecé a hidratarlas un montón y ahora sin duda lucen muchísimo mejor, y lo que mejor me funcionó fue una mezcla casera de aceites junto con cremas específicas para uñas y cutículas 🙂

    Eso sí, debería dejar el vicio de andar dando golpecitos con las uñas en todas partes!! jajajaja

    Un besote enoooorme ♥

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *